Agresión criminal
La Verdad de Monagas / Los poderes usureros del mundo, encabezados por la mafia bancaria y corporativa  mundiales, vuelven a urdir sobre Venezuela una trama de mentiras y falsedades con el único y perverso objetivo de tejerle mediáticamente una difamante y distorsionada imagen.

No nos perdonan que desde 1829, como reza la ley minera de Simón Bolívar, que ejerzamos plena soberanía sobre los recursos y que éstos sean puestos a disposición de la construcción de un modelo  sociopolítico y económico justo, cuyo fin último no es otro, sino el bienestar de los más débiles y desposeídos.

Desde nuestra perspectiva el meollo de todo el  asunto histórico que define a Venezuela es el de un Estado propietario a quien el mercado mundial no reconoce. (A. Baptista, 2015).

Ejecutan contra nuestro pueblo, crímenes económicos  a través de bloqueos ilegales de bienes básicos, alimentos y medicinas, con la finalidad de doblegarnos y restaurar un modelo no democrático, de carácter netamente hiperliberal y neocolonial, pretendiendo edificar y justificar una invasión, a través de la fabricación de un escenario de crisis humanitaria.

Esos "crímenes económicos" tienen como principal misil la destrucción ilegal de nuestro signo-símbolo monetario,  mediante la aplicación de una política cambiaria criminal, con complicidad de la eterna cipaya y canalla élite santanderista, cuyo objetivo es destruir la economía, parasitando nuestros recursos, depreciando el Bolívar, distorsionando la producción, estimulando el contrabando de extracción de todo tipo de bienes subsidiados o no.

Esto contrasta con la actitud de un pueblo noble que sólo ha tratado con bondad y generosidad a más de 6 millones de colombianos que, huyendo de su pesadilla, encontraron refugio en nuestra patria.

La corporatocracia mundial no puede continuar tolerando nuestro modelo de Estado Democrático, Social de Derecho y de Justicia, -aun con todos sus errores y desaciertos-, que ha logrado erradicar el analfabetismo, brindar educación gratuita, disminuir la desnutrición, la miseria y la desigualdad, el acceso a la salud gratuita, y proporcionar vivienda digna a dos (2) millones de venezolanos, entre otros logros.

Necesitan urgentemente destruir el "mal ejemplo" que significa la "anomalía sistémica y subversiva" venezolana, para entronizar un gobierno lacayo y apoderarse de los recursos estratégicos, sometiendo nuestro espíritu indoblegable, desfigurando y ocultando la realidad del vecino país.

Resulta un deber ineludible de todos, sin distinción de su filiación político partidista, defender nuestra irrenunciable Soberanía y  denunciar en todos los foros y espacios posibles esta agresión canalla y las conductas hostiles contra nuestro país, para que sean investigadas, juzgadas y sancionadas.

Agresión criminal

Con Información de La Verdad de Monagas

www.entornointeligente.com

Síguenos en Twitter @entornoi

También te puede interesar