Orlando Viera-Blanco: Los notables
Noticiero Digital / 15 noviembre, 2017

El 10 de agosto de 1990 un grupo de notables public√≥ una carta dirigida a CAP/PDR, y a los senadores y diputados al CN. Afirmaban que"Venezuela atraviesa una peligrosa situaci√≥n pol√≠tica, econ√≥mica y social, desarrollada por mecanismos en la orientaci√≥n del Estado y la vida nacional desde 1958, que no corresponden a las necesidades de desarrollo econ√≥mico y social, ni a los objetivos fundamentales de la reorientaci√≥n pol√≠tica y econ√≥mica que ocurre en el mundo" Dos a√Īos despu√©s del notable emplazamiento, amaneci√≥ de golpe. ¬ŅNotabilidad perdida? ¬ŅPol√≠ticos detr√°s de los notables? ¬ŅNotables detr√°s de los pol√≠ticos? ¬ŅPol√≠ticos y notables detr√°s de una conjura?

Los notables propon√≠an"hacer efectiva la participaci√≥n popular; lograr una econom√≠a productiva para una sociedad m√°s libre y justa; reforma del sistema electoral (uninominal); democratizaci√≥n de los partidos pol√≠ticos; independencia del Poder Judicial; promulgaci√≥n de un cuerpo legal sustituto del actual que de forma inconexa, incompleta, y contradictoria, define y castiga los delitos de corrupci√≥n administrativa? Planteamientos acertados, muy valiosos, pre√Īados de buenas intenciones, pero que despertaron un monstruo insaciable de venganza. Viv√≠amos en una sociedad partidizada donde"los notables? hab√≠an perdido influencia y afinidad con la clase pol√≠tica. Aquellas advertencias notables, agitar√≠an un minotauro de mil cuernos, nada oculto en las cavernas de un Estado minado de un"peligroso bipartidismo clientelar y rentista??Firmaron aquel manifiesto: Arturo Luis Berti, Alfredo Boulton, Miguel √Āngel Burelli Rivas, Mar√≠a Teresa Castillo, Jacinto Convit, Tulio Chiossone, Jos√© Rom√°n Duque S√°nchez, Arnoldo Gabald√≥n, Ignacio Iribarren, Eloy Lares Mart√≠nez, Ernesto Mayz Vallenilla, Domingo F. Maza Zavala, Jos√© Melich Orsini, Hern√°n M√©ndez Castellanos, Pastor Oropeza, Pedro A. Palma, Rafael Pizani, Carlos Guillermo Rangel, Jos√© Vicente Rangel, Alfonzo Ravard, El√≠as Rodr√≠guez Azp√ļrua, Isbelia Sequera Segnini, Jos√© Santos Urriola, Arturo √öslar Pietri, Mart√≠n Vegas…Una declaraci√≥n que sirvi√≥ de divisa para que un grupo de aventureros intentara m√°s tarde sendos golpes de Estado, centila que nos condujo a la era m√°s celestina y violenta de nuestra historia republicana.

La notabilidad segu√≠a siendo el fantasma de caminos empedrados. Poco despu√©s del 4F/1992, un juicio ama√Īado destituy√≥-como eco de peticiones notables-a Carlos Andr√©s P√©rez. Hoy se sabe la l√≠nea notable, pol√≠tica y judicial que corri√≥ aquella sentencia desde la CSJ al CN, pasando por notables despachos blancos, verdes y de c√°maras (o camarillas). La Democracia venezolana ca√≠a en un despe√Īadero. Caldera-pol√≠tico de notorias y soberbias reservas, dardos soterrados, tableros difusos y trepadas chiriperas-llega al poder con su mar de fondo, un discurso sinuoso proclamado desde el extinto CN en 1992, despu√©s del golpe de Ch√°vez?Los notables tambi√©n vest√≠an fachas proletarias. Ah√≠ sacaba la nariz Arist√≥bulo, que pronto se hizo de la Alcald√≠a de Caracas. Caldera-hecho presidente-sobresee a Ch√°vez, siendo Miquelena-notable ex l√≠der sindical-quien abona su camino a Miraflores con otro pelot√≥n de Notables intelectuales, educadores, banqueros y religiosos que pronto el caudillo hizo polvo. Era la sombra del notable que no tolera el pr√≠ncipe. ¬ŅAhora cu√°ntos notables envenenados de antipol√≠tica, vuelven a poner la expectativa de cambio radical en cien, cuando la realidad de lograrlo es cero?

Una matriz perversa, muy notable, engominada y rabiosa, ha ocupado el espacio p√ļblico demonizando el voto, martillando salidas encumbradas, purgadas y √©picas, donde los muertos-por cierto-no los ponen ellos. Notables que musitan la palabra traici√≥n con trepidante licencia y ligereza a la par de hacer alarde de un notable individualismo, ansioso de micr√≥fono y figuraci√≥n, que incluso glorifica la"astucia? del gobierno. ¬ŅQui√©n traiciona a quien cabr√≠a preguntar? ¬ŅQu√© causa defienden propiciando la fractura de la oposici√≥n? [?] ¬ŅQu√© hace una activista de DDHH atacando indiscriminadamente a la clase pol√≠tica de oposici√≥n, cuando en sus manos exhibe incidencias de torturas contra l√≠deres de esa misma oposici√≥n? ¬ŅQu√© hacen grupos hacedores de matrices, arengando insurgencias armadas que no est√°n dispuestos a encarar? ¬ŅQu√© hacen rasg√°ndose vestiduras desde YouTube aquellos que llaman felones a l√≠deres de oposici√≥n, cuando jam√°s tragaron gas del bueno? Sin duda lo que hacen es Notabilizarse. ¬ŅQui√©n pierde? El pueblo?Porque los notables cuando abren las cajas de Pandora y sueltan los diablos, ya se han ido, contemplando c√≥modos desde sus sillones de sat√©n, como el leviat√°n los devora todo, mientras ellos teclean, chillan y beben caf√©?

Hay otros notables- al decir de Weber-que usan su sabidur√≠a, academia y posici√≥n socioecon√≥mica, para liderar movimientos memorables. Su conciencia est√° lejos de favorecer al tirano (dixit Alexandre Millerand ex presidente de la III Rep√ļblica Francesa), siendo que en la historia de la humanidad, son ellos los que notablemente-desde agencias electorales con el pueblo en la calle-derrotaron la m√°s elevadas pretensiones autoritarias, imperiales, gusaneras y patrioteras del hombre…

@ovierablanco

Orlando Viera-Blanco: Los notables

Con Información de Noticiero Digital

www.entornointeligente.com

Síguenos en Twitter @entornoi

También te puede interesar