PERÚ: HORA DE LOS DETALLES
La Republica / M arcelo Odebrecht, ex directivo máximo de la empresa del mismo nombre, ha declarado recientemente en Curitiba (Brasil) a los fiscales peruanos sobre diversos hechos relacionados con las operaciones de dicha empresa en el Perú. Entre sus declaraciones se encuentran varias que aluden a importantes políticos peruanos: el presidente Pedro Pablo Kuczynski, el ex presidente Alan García Pérez, y la líder del grupo que controla el Congreso y ex candidata presidencial Keiko Fujimori.

De acuerdo a los reportes de los medios que tomaron conocimiento del interrogatorio, entre ellos el portal IDL Reporteros, sobre Kuczynski ha señalado que su oposición a la Carretera Interoceánica lo convirtió en una "piedra en el zapato", que cuando dejó de ser ministro lo contrató como consultor "para curar heridas" y que es probable que lo haya apoyado en su campaña electoral del año 2011.

El presidente Kuczynski ha explicado que no ha recibido recursos de la citada empresa para sus campañas electorales aduciendo que en el año 2011 no se encontraba entre los favoritos, y que tampoco ha mantenido con ella vínculos profesionales.

Sobre el ex presidente García, Odebrecht ha afirmado que la constructora brasileña tenía con el ex presidente una relación de confianza, que este los indujo a participar en el gasoducto del sur, y que se le había pagado por dictar conferencias porque era parte de una política de la empresa de "ayudar a los ex mandatarios".

Al responder, García solo se ha referido al asunto de los pagos, indicando que ha dictado más de 30 conferencias, una en la Federación Industrial de Sao Paulo y que todos los contratos, honorarios e impuestos están publicados.

Sobre Fujimori, Odebrecht manifestó que la frase "aumentar Keiko para 500 e eu fazer visita", encontrada en la agenda de su celular, significa que quería decir que se entregaba 500 mil dólares sobre una cantidad previa, ratificando el financiamiento de la campaña de ese grupo político el año 2011.

Las respuestas de los aludidos han sido escuetas e incompletas. En el caso de Keiko Fujimori, inclusive, ha negado que Odebrecht se refiriese a ella en esos términos y se ha plantado en que no conoce a Marcelo Odebrecht, como si eso estuviera bajo investigación. El presidente Kuczynski no ha revelado si hubo una relación profesional a través de un contrato con terceros, y el ex presidente García no ha sido enfático sobre si alguna conferencia fue pagada por Odebrecht, al margen de quién lo organizó.

Debe felicitarse el papel desempeñado por la fiscalía, en momentos en que es acosada por la mayoría parlamentaria. Asimismo, se precisan de más aclaraciones, formales y detalladas, considerando la condición de actores públicos de los aludidos, además de garantizar que el Poder Judicial y la Fiscalía realicen su trabajo sin amenazas y presiones. En ese punto es crucial que se tomen las disposiciones adecuadas para permitir que el señor Jorge Barata rinda un testimonio en ejecución de una colaboración eficaz plena y con garantías.



PERÚ: HORA DE LOS DETALLES

Con Información de La Republica

www.entornointeligente.com

Síguenos en Twitter @entornoi

También te puede interesar